Mi centro con ojos de emprendedor

retolab1.jpg

¡Ya estamos de vuelta!

Este curso os propongo empezar Iniciativa Emprendedora con el reto “Mi centro con ojos de emprendedor” una actividad que tiene como objetivo utilizar el centro como laboratorio de creatividad.

Se propone a los alumnos recorrerlo con la mirada emprendedora que tendrán que entrenar a lo largo de todo este curso. Previamente, habremos colocado por diferentes lugares códigos QR que ellos irán capturando a modo de gymkana con sus teléfonos móviles. En esos códigos se recoge el reto sobre el lugar elegido.

Cada uno conocemos nuestro instituto y sabemos cuáles son los mejores espacios para explotar su creatividad. En mi caso, la torre, cafetería, los jardines, nuestro aula, la biblioteca y secretaría.

Este sería un ejemplo:

torre_RetoLAb

Cada equipo dispone de unas fichas en las que irán anotando, para cada reto capturado con sus teléfonos, las ideas que sugieren a los desafíos propuestos.

tarjeta2

Una vez que han realizado todo el recorrido, los equipos revisan todos los retos planteados y seleccionan las mejores propuestas que han elegido para cada uno de los espacios.

Se valorará la calidad, originalidad y viabilidad de las opciones que aporta cada uno de los equipos.

Después de varios cursos realizando esta actividad puedo decir que si escuchamos a nuestros alumnos, ellos pueden ayudarnos mucho a transformar nuestro centro. Por ejemplo, una de las cuestiones que les planteo es sobre el proceso de acogida. Cada año han aportado ideas que he intentado implementar en el centro y trasladar a tutores y dirección con muy buenos resultados.

Otro espacio que ha sufrido una gran transformación en los últimos es nuestra torre. El edificio, un antiguo teologado, contaba con una torre en desuso y pésimas condiciones que hemos rehabilitado y transformado en Simulador de Trabajos Verticales para que los alumnos puedan recibir formación sobre trabajos en altura.

torre_simulador

Dos apuntes más (por si quieres realizarla):

  1. Aunque ya lo supondrás, cada uno de los retos que ellos capturan a través de códigos QR con sus teléfonos móviles los he subido previamente a la nube.
  1. Esta actividad la realizo el primer día de clase. Pero no comenzamos en el aula. Los días previos, ellos reciben un correo con dos instrucciones: descargar un lector de código QR y las coordenadas del punto en el que nos encontraremos al día siguiente. Un lugar cercano al centro al que ellos llegan guiados por sus teléfonos móviles en el que les explico el objetivo de la actividad y de la asignatura. Y ahora sí, nos dirigimos al centro, pero este año con ojos de emprendedor.

¡Feliz curso!

Elena Rodríguez (@iElenaR)

Profesora en el CIFP Río Tormes de Salamanca

 

Anuncios